La importancia de tener el material siempre preparado

Compártelo!
Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedInEmail this to someone

Hace poco tiempo leí en Internet una pregunta la cual decía si alguien le había pasado que sale de caza fotográfica, y al llegar al lugar, tenía la batería descargada. Me parecía que este tema era bastante obvio, hasta que leí esto.

BATERÍAS Y TARJETAS

Las cámaras de antes funcionaban con una pila de botón, y duraba muchos disparos, debido a que era una máquina totalmente mecánica, y la única electricidad que necesitaba era para accionar el obturador. Más adelante empezaron a evolucionar con pantallas de información y elementos eléctricos, por lo que ya necesitaban de una o dos pilas alcalinas. Hoy en día, a pesar de mantener bastantes elementos mecánicos, las cámaras han multiplicado su consumo debido a que gran parte de sus elementos son electrónicos. Por ello nace la necesidad de cargar las baterías recién hayamos acabado un trabajo, disponer siempre del cargador y llevar una o dos baterías de repuesto. Es algo fundamental para cualquier fotógrafo profesional, ya que no podemos parar ningún tipo de trabajo por una batería gastada, causando pérdidas de tiempo y dinero.

Otro de los elementos que se ha visto afectado a nuestras costumbres por la evolución de las cámaras fotográficas es el soporte. Antes tenías que cargar con muchos rollos, y adaptamaterial fotografico de fotografiados a cada trabajo que tuviéramos que hacer. Hoy en día las tarjetas son el soporte de nuestras imágenes, más vulnerables y costosas, pero es la opción que tenemos ahora. La importancia de tener una tarjeta de calidad es indispensable, sobre todo cuando necesitamos gran cantidad de información guardada en poco tiempo -como disparo en ráfaga o vídeo en FullHD-, y siempre debidamente formateada y preparada dentro de la cámara nada más haber hecho una copia de seguridad en nuestro ordenador.

BOLSA Y ACCESORIOS

Mantén guardado todo tu equipo en tu mochila o bolsa de equipo, y todos los accesorios en el mismo lugar. Procura no guardarlo en lugares fríos o húmedos, ya que con el tiempo puede afectar negativamente a los elementos electrónicos y mecánicos del equipo. Cuando vallas a salir, piensa primero lo que puedas usar y lo que no utilizarás, tu espalda te lo agradecerá. Mantén todas las cosas el el mismo lugar o bolsillo, así siempre podrás tenerlas controladas. Hay bolsas y accesorios que pueden ajustarse a las necesidades y gustos de todos, pero siempre busca una bolsa en la cual sobre espacio, si no en poco tiempo te verás obligado a jubilarla por falta de espacio para los nuevos accesorios y gadgets. Busca también que sea resistente, si puede ser con esqueleto resistente y ligero, y con separadores interiores resistentes, pero acolchados, para absorber los golpes que pudiera haber. Al principio cambiarás constantemente la distribución de los elementos, es normal, hasta que uno consigue su “distribución ideal” tiene que haber probado múltiples posibilidades. Por último guarda esta mochila en un lugar accesible para poder disponer de el rápidamente en cualquier caso.

Creando este sencillo hábito, cualquier fotógrafo tendrá disponible y preparado su equipo, ya que nunca se sabe cuanto tiempo tendrás disponible cuando se de la ocasión de tomar unas buenas fotografías.

Por | 2017-03-01T19:39:38+00:00 febrero 9th, 2015|Consejos, General|