LOS OBJETIVOS

Compártelo!
Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedInEmail this to someone

Según la RAE un objetivo es una lente o sistema de lentes de los instrumentos ópticos, colocado en la parte que se dirige hacia el objeto. Hay una gran discusión entre qué es más importante, si un objetivo de calidad o un buen cuerpo de cámara, no obstante es un elemento diferenciador clave para obtener resultados de calidad tanto en fotografía como en vídeo.

Cómo leer los objetivos

Si alguna vez te has fijado en el objetivo de cualquier cámara, vienen escritos una serie de números y letras. Estos dan bastante información sobre el objetivo y sus características. Una de las características es la distancia focal (mal llamado “zoom”) del objetivo. Si son objetivos fijos solo dará una medida (p.e. 50mm), y si son con distancia focal variable (objetivos “zoom”) aparecerá la distancia focal más corta y la más larga (p.e. 18-55mm). Estas distancias detalle objetivoson obtenidas haciendo un cálculo en milímetros desde el punto nodal anterior, lugar donde convergen los haces de luz dentro del objetivo, y el plano focal, que es el lugar donde se sitúa el sensor o negativo dentro del cuerpo de cámara. Otra de las características es el diafragma. Se escribe 1: (significa la apertura “ideal” de un objetivo) seguido de la apertura máxima (p.e. 1:2,8). En objetivos zoom de menor calidad aparecerán 2 diafragmas, estos se refieren a la máxima apertura de diafragma con la distancia focal más corta, y la máxima apertura con la distancia focal más amplia. A menor número f significa mayor apertura de diafragma, y a mayor apertura, mayor cantidad de luz que entra al sensor y menor profundidad de campo. Otro dato numérico es el denominado diámetro del filtro, el cual se debe tener en cuenta a la hora de acoplar filtros y tapas de objetivo. En cuanto a las letras, varían dependiendo de la marca, y suelen proporcionar características como la gama de objetivo, velocidad de enfoque (ultrasónico), estabilizador óptico de imagen, disposición y tipo de lentes interiores (asférica/esférica) y otras características más.

Cosas a tener en cuenta a la hora de comprar nuestros objetivos

Como antes he mencionado, una de las cosas a observar a la hora de comprar filtros es el diámetro del objetivo, ya que, en la medida de lo posible, si tenemos varios objetivos podremos ahorrarnos algo de dinero tratando de buscar objetivos con el mismo diámetro del filtro. Pero este es el último detalle a ver en tu objetivo. Lo primero a tener en cuenta es el tipo de cámara (sensor aps-c con factor de recorte, o full frame, cuyo tamaño es muy similar al negativo de 35mm tradicional) y la marca del cuerpo de cámara, ya que todas estas variables son específicas para cada objetivo. Cierto es que hay marcas que desarrollan objetivos para múltiples marcas (como Tamron o Sigma por ejemplo) pero montan bayonetas específicas para cada marca. La bayoneta es la pieza que hace encajar el objetivo con el cuerpo. Cada marca tiene una montura con sus bayonetas y contactos situados de forma diferente, e incluso a veces la misma marca puede tener diferentes tipos de monturas. Y en cuanto al tamaño del sensor, normalmente cada objetivo (aps-c/FF) conecta sólo con un cuerpo de cámara que tenga el mismo formato, aunque hay excepciones si montas un objetivo de FF en un cuerpo aps-c, pero no al contrario. Pregunta a tu distribuidor si tu cámara es compatible.

Los tipos de objetivos

De menos a mayor distancia focal, los objetivos pueden clasificarse en:

Ojo de pez: 6-14mm aproximadamente. Objetivos que abarcan aperturas de hasta 180º, producido por un efecto óptico. Producen una gran distorsión de barril, la cual puede ser bastante creativa para fotografía deportiva o urbana.

Gran angular: 16-35mm aproximadamente. Objetivos de distancia focal bastante corta. Se suele utilizar en paisajes, planos amplios y retratos de cuerpo entero en lugares reducidos, como en un estudio.

objetivo fotografoNormal: 40-70mm aproximadamente. Llamado así por ser el objetivo que más se asemeja a la visión humana mirando a un punto fijo. Objetivo por excelencia para los fotógrafos de retrato. En ópticas fijas, es uno de los objetivos más vendidos, debido a su precio bastante ajustado y su apertura de diafragma muy amplia. También se utiliza mucho para vídeo.

Tele corto: 70-100mm aproximadamente. Objetivo muy utilizado en moda, ya que suelen tener buena apertura de diafragma y a cierta distancia puedes obtener uno planos enteros del modelo con un aspecto muy característico.

Teleobjetivo: 200-400mm aproximadamente. Acercan los objetos fotografiados obteniendo grandes detalles y una profundidad de campo muy reducida. Muy típico en fotografía deportiva y de naturaleza.

Super-teleobjetivo: Más de 400mm. Suelen ser algo más caros y específicos. s muy habitual utilizarlo en fotografía astronómica y científica.

También puede clasificarse los objetivos según sus características especiales o su construcción:

Macro: Propiedad de un objetivo para enfocar objetos a una distancia muy reducida. Los macros “reales” 1:1 retratan el objeto a escala real, ideal para fotografía de naturaleza.

Tilt & Shift o descentrables: Al igual que hacían las cámaras de gran formato antiguas, estos objetivos tienen la capacidad de desplazarse reduciendo así las distorsiones de perspectiva al fotografiar en ángulos no perpendiculares completamente al objeto o sujeto a fotografiar. Se utiliza mucho en fotografía de arquitectura.

Catadióptrico: Tipo de teleobjetivo fijo que, mediante una serie de lentes y espejos, consigue grandes focales en un tamaño más compacto. Son más pequeños, ligeros y económicos, y no producen aberraciones cromáticas, pero tienen peor calidad en el bokeh y suelen ser muy poco luminosos.

Lensbaby: Curiosos objetivos que salieron hace relativamente poco tiempo y han revolucionado debido a su principal característica de realizar enfoques selectivos en la imagen mediante el movimiento del objetivo con un mecanismo de fuelles, creando así unas distorsiones y un bokeh muy característico. Amado por algunos fotógrafos, odiado por otros, pero es un artículo que no deja de ser curioso para el mundo de la fotografía actual.

Anamórficos: Mayoritariamente utilizados en cine, estos objetivos permitían “estrechar” la imagen a fin de poder utilizar el negativo de 35mm por completo, y reajustar en postproducción esa distorsión generada, obteniendo así imágenes en formato panorámico. Son muy poco utilizados en fotografía debido a su delicadeza y un precio bastante alto, ya que son objetivos provenientes de las cámaras de cine.

Apocromático: Objetivo de gran calidad, el cual las lentes interiores con vidrios especiales han sido corregidas para la longitud de onda de los tres colores primarios, rojo, verde y azul, se encuentren en un mismo plano focal, reduciendo así las aberraciones cromáticas.

Y el objetivo más barato. Tal como se hacía antiguamente, y se sigue haciendo pinhole estenopeicacomo curiosidad, las cámaras estenopeicas consisten el tener el estenopo, o “agujerito” donde pasa la luz, y el soporte fotosensible en la misma pieza. Os invito a que uséis una tapa de la montura de cámara que ya no utilicéis, y le hagáis un pequeño orificio, por ejemplo con un alfiler, en el centro de la tapa. ¿A ver que sale?.

 

 

Por | 2017-03-01T19:47:12+00:00 noviembre 24th, 2014|General|