LA PROFUNDIDAD DE CAMPO

Compártelo!
Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedInEmail this to someone

COMO CONTROLAR LA PROFUNDIDAD DE CAMPO

Una de las cuestiones a la hora de realizar tanto en fotografía como en vífotografia profundidad de campodeo es la profundidad de campo y cómo podemos controlarla. Antes de nada debemos definir el término profundidad de campo, el cual se refiere a la distancia entre elementos nítidos o enfocados en un plano de la imagen desde la cámara a un objeto. Es decir, si yo tengo la cámara situada a una distancia de un objeto que está enfocado, la profundidad de campo es la distancia por delante y por detrás la cual los objetos alrededor (a diferentes distancias con respecto a la cámara) se encuentran nítidos. En el caso de que la profundidad de campo sea muy pequeña, se dice que tenemos poca profundidad de campo o enfoque selectivo, si por el contrario, hay bastante distancia entre el objeto enfocado y los elementos nítidos antes y después, diremos que tenemos amplia profundidad de campo.

FACTORES A TENER EN CUENTA PARA CONTROLAR LA PROFUNDIDAD DE CAMPO

A la hora de elegir un objetivo cuando vas a comprar, es importante tener en cuenta estos factores, ya que, además de la calidad en las fotografías, tendrás más o menos poder para controlar la profundidad de campo. Un objetivo muy luminoso no solo vale para escenas con escasa iluminación, si no que ofrece un mayor abanico de posibilidades. Hay tres factores a tener en cuenta a la hora de controlar la profundidad de campo, y dos de ellas se refieren a nuestro objetivo.

El primero de los factores es la apertura de diafragma, así, a diafragma más abierto, obtendremos menor profundidad de campo, y a medida que cerremos el diafragma obtendremos mayor profundidad de campo. Para obtener menor profundidad de campo, al abrir el diafragma entrará mayor cantidad de luz, el cual para compensar el cambio, podemos bajar la sensibilidad ISO, aumentar la velocidad de obturación, o controlar la iluminación bajando la potencia, o en su defecto con filtros ND en la cámara. Ciertas cámaras réflex disponen de un botón de previsualización de profundidad de campo, el cual cerrará el diafragma al valor asignado para así mostrar por el visor la zona que aparecerá o no enfocada en la fotografía final.


El segundo de los factores se debe a la distancia focal (zoom óptico) del objetivo, el cual la relación es que a mayor distancia focal (teleobjetivo) obtendremos una menor profundidad de campo, y a menor distancia focal (gran angular) nos resultará una profundidad de campo mayor. Para controlar la profundidad de campo con este factor la única forma que hay para resolverlo es utilizando un objetivo con una distancia focal u otra, variando así el punto de vista y la distancia a la cual tiene que colocarse la cámara con respecto al objeto.

El último factor, pero no menos importante, es la distancia al objeto a enfocar, de tal forma que cuanto más cerca esté el objeto la cámara, menor profundidad de campo, y cuanto más alejado se encuentre el objeto, mayor profundidad de campo obtendrás. Con esto, también podemos aplicar la distancia hiperfocal, muy utilizada sobre todo en paisajes. Conociendo la distancia hiperfocal con los ajustes de diafragma y distancia focal que vas a usar, fijas una distancia a enfocar, y con ello obtendrás nítido desde unos metros antes hasta el infinito, obteniendo así mayor profundidad de campo que enfocando directamente al infinito (recuperando así nitidez en el primer plano).

Por | 2017-03-01T19:45:15+00:00 enero 5th, 2015|General|